sábado, 17 de abril de 2010

Y NO HACE TANTO...

La zona del Puerto y de la playa de El Postiguet, es quizás la que ha tenido cambios más drásticos en los últimos 40 años de la ciudad de Alicante. Del último no hace tanto, la primera foto concretamente es de 1992. Lo más llamativo que se observa, es la Comandancia de Marina: aún le quedaba año y pico de vida. Tanto como a los tinglados y a las vallas de piedra y de hierro forjado que cerraban el acceso al Puerto (por ser zona aduanera). Pero no es el único cambio: el paseo de Gómiz, la pasarela que conecta con el Raval Roig y el Paseíto de Ramiro, también fueron reformados. El aspecto actual que tiene todo el conjunto, ya lo conocemos. El de inmediatamente anterior, es el que muestran las imágenes.
1992

Trabajos de construcción

Recién acabada. La casa Galiana (izquierda), aún tiene la altura inicial.

1960: inauguración de la fuente de Carles Buigas. Los chorros aún conservan su altura original.

Años 80: las vías del tren aún hacen la curva necesaria para penetrar desde la Explanada a los muelles de Levante.

Mañana siguiente al derribo nocturno en 1994.
Ya sé que es un tema muy trillado y conocido por la mayoría de los alicantinos, pero las últimas noticias de los próximos atentados a nuestro patrimonio arquitectónico e histórico, hace que vuelva a volver a mostrar estas imágenes y desgraciadamente tengo que quitarle la razón a mi amigo Juan José Amores (y bien que lo siento) cuando hace unos días dijo en esta entrevista del Diario Información, que “La demolición de la Comandancia de Marina no la permitiríamos hoy”. Me parece que no hemos aprendido y desgraciadamente, ya tenemos dos derribos más a punto de caramelo: los Silos de San Blas y las viviendas de Heliodoro Madrona.

Todas las fotografías han sido extraídas de Alicante Vivo.

17 comentarios:

  1. Sin duda Rita Barberá tomó nota de la nocturnidad y alevosía... Que sucio todo...

    ME gustaría ver los planes de la época sobre la revitalización del puerto y convertirlo en la zona de ocio por excelencia de la ciudad y en lo que todo eso ha quedado hoy...

    De nuevo otra zona que incomprensiblemente o no, el ciudadano le ha vuelto a dar la espalda...

    ResponderEliminar
  2. Como siempre: las modas cambian y lo que en un principio tuvo mucho éxito, ahora no lo tiene tanto...

    ResponderEliminar
  3. Muy chula la segunda foto, no la había visto nunca.

    No os quepa la menor duda de que la historia de la Comandancia se repetirá, una y otra vez, toda la vida. Ser alicantino duele, en efecto, pero poco. O mejor dicho, a unos pocos. Todo se olvida, y más si se deja degradar poco a poco, lo vamos preparando para que al final el público diga "qué asco, a ver si derriban ya esa mierda", y POFF p'abajo. Y si no lo dejamos degradar, se destruye por la noche, como la Comandancia, y al dia siguiente pasmo del personal, y ya se olvidará, porque la mayoría lo olvida. O no?

    Y encima en este caso -como ocurrirá con las casitas de H. Madrona- como estaba en terreno de la Autoridad Portuaria, ni el Ayunta ni los alicantinos pintamos nada, o es lo que nos dan a entender.

    ResponderEliminar
  4. Tienes toda la razón Pedro, aunque creo que el Ayuntamiento si que tiene competencias (por lo menos urbanísticas), en el Puerto. De hecho la noticia de estos dias, es que ha declarado ruina legal para las casitas.
    Por cierto: pocos sabíamos que en realidad el edificio de la Comandancia, eran dos adosados, por una parte era eso, la Comandancia y por otro la Junta del Puerto.

    ResponderEliminar
  5. Yo hice la mili en la armada y soñaba con que me tocase allí. He comentado eso antes, Kiko, porque recuerdo perfectamente la postura del Ayuntamiento -de mirar a otro lado- respecto a la Comandancia. Desde que se anunció su demolición todos los domingos había una columna en la sección "cartas al director" del Información. Me dio mucha pena, y la impresión de que esta ciudad no tiene remedio :(

    ResponderEliminar
  6. En las fotos, se ve un barco, ojalá recordase el nombre, que estaba atracado en el puerto, cerca de la Comandancia de Marina, y que hacia las veces de cafeteria, siempre me he preguntado que habrás sido de ese barco, pues era un simbolo del nuestro puerto... ¿Alguien sabe que ha sido de el?

    ResponderEliminar
  7. Pedro, la verdad es que por los hechos, se tiene a pensar como has dicho: que no tiene remedio, que todo va a seguir así, pero chico, ¡qué quieres que te diga! eso me parece la antesala del menfotisme. Y no debemos de dejar de luchar (dentro de nuestras posibilidades), a ver si por lo menos con nuestros blogs, o a través de la prensa o como sea, se puede conseguir algo...

    ResponderEliminar
  8. Juan: juraría que se llamaba Puerto de Castilla o Castilla simplemente. Igual alguien se acuerda más concretamente. Más de una vez entré a tomar algo ahí, estaba todo así como un pub inglés (con silloncitos y tapizados y tal), pero si mirabas por el ojo de buey...tooodo se movía arriba y abajo, jajaja.

    ResponderEliminar
  9. mi padre paso alli parte de la mili....podian haber hecho algo de provecho con ella....como estan haciendo con otros edificios...
    una pena.

    ResponderEliminar
  10. Yo sigo pensando que con el auge de internet, la (mayor) concienciación ciudadana que hoy tenemos, y con la proliferación de grupos como Alicante Vivo, PIC, Movilidad, etc... hoy la Comandancia de Marina no habría desaparecido. Respecto a los silos de San Blas.... ¡ya veréis como intenten tocarlos!
    Juas©

    ResponderEliminar
  11. La prueba viva -bueno, muerta- de que sí que pasaría es la Cafetería de la Isleta. Nos plantamos, pataleamos, nos quejamos y reclamamos que no se demoliese, pero se demolió.

    No digo con esto que no debamos plantarnos, patalear, quejarnos y reclamar, pero sí que creo que en esta ciudad cuesta la misma vida conseguir un poco de cordura.

    ResponderEliminar
  12. Con la Isleta había mucha discrepancia. Sin embargo, todos estamos de acuerdo que lo de la Comandancia fue un robo a mano armada, por la espalda, con nocturnidad y alevosía.

    ResponderEliminar
  13. No hay sensibilidad por ninguna parte. Sin ir más lejos: hace unos meses, caducó la concesión del aparcamiento d ela Lonja de Verduras, de la C/Capitán Segarra. Se hizo un nuevo concurso y la empresa que ganó, puso como mejora al contrato, que iba a derribar las vallas existentes a las dos calles. Unas vallas, que supongo que tendrán casi 100 años (mínimo como el mercado central), de sillares de piedra, con hierro forjado (similar a las del Panteón de Quijano y a las de la C/Portugal y creo que no hay más). Pues eliminar eso es una mejora.

    ResponderEliminar
  14. Aun a riesgo de ser descalificado en este foro tengo que decir que lo que de verdad dolió en el alma de los alicantinos de cierta edad ( más de 65) fue el tema de la aduaneta. Como se desmontó y se guardaron sus sillares en "no se sabe donde" y que se dejara un solar que finalmente fue ocupado por un edificio de nueva construcción y de muy mal gusto estético, en pleno portal de Elche. Eso era patrimonio de 100 kilates, un edificio antiquísimo de pilares de sillería. La comandancia, dicen los viejos de alicante, que fue una patada en los huevos del franquismo a la ciudad. Hubo protestas en Alicante y eso que estábamos en plena dictadura, según me cuentan los viejos alicantinos de toda la vida. Si os dais cuenta, hace de barrera incluso visual de los paseos que se abrieron( otra cosa es el disucutible paseo sobre el parking). Por eso el derribo para mucha gente no fue nada trágico ( no se perdía un elemento patrimonial destacado, como podía ser algún palacete del XVIII. Yo sí creo que tenía valor arquitectónico, aunque de pequeño siempre lo vi feo. Quizás el lugar era, como digo, un impedimento a su conservación. Veis como las aduanas que hay al lado están intactas y además se van a restaurar ahora. Respecto al patrimonio y los alicantinos, que decir. Se resume todo en la frase: especula que algo queda. Esa fue la divisa durante el desarrollismo y ahora aún mucha gente opina igual. Triste para la que podía haber sido la "perla" del mediterráneo.

    ResponderEliminar
  15. Está claro que no hay punto de comparación, la Aduaneta era un edificio histórico (siglo XVIII? ) y la comandancia no.

    Pero jodió mucho de la forma que la derribaron.

    De lo de la historia de la Aduaneta, yo creo que lo de menos es lo que se hiciese con los sillares, el caso es que se dejó morir y demoler, y que ya ni existe ni existirá jamás. Hay que procurar que no pase nunca más.

    ResponderEliminar
  16. Cierto Luis: lo de la Aduaneta (para ser exactos, era La Nueva Aduaneta, porque sin La estaba en Calvo Sotelo esquina a Canalejas, donde había un Zara, ahora de otro nombre, cosa que nunca entendí porque la "vieja" estaba en mucho mejor estado que la "nueva"). Yo creo que eso le dolió a mucha gente, tuiveran o no 65. Yo de pequeño recuerdo haber visto pro dentro que tenía arcos (que seguro serían d epiedra). Pero cada edificio tiene su época, como dice Pedro: no son comparables. Y lo del robo de las piedras fue algo rocambolesco, una patraña consentida por las autoridades. Porque yo hubiera sido bastante más duro: si roban las piedas, hubiera hecho un edficio exactamente igual aunque hubiera que haber encargado los sillares a una cantera. Y yo soy muy condescendiente con todo tipo de edificios, me gusta casi todo, pero efectivamente lo de ahora es una "M" com un cabàs!!.

    ResponderEliminar
  17. Y algún día hablaremos del engaño del Gobierno Militar.

    ResponderEliminar

Si tienes que decir algo...escribe aquí y gracias por tus comentarios.